Advierte agremiados del SUTSET 01 con manifestarse desnudos para exigir aumento salarial al Ayuntamiento de Centro

Agremiados de la sección 01 del SUTSET, advirtieron que se manifestarían "desnudos" en próximos días, para exigir al Ayuntamiento de Centro el aumento salarial del 20 por ciento para más de 6 mil 50 trabajadores.

A través de un video que circula en redes sociales, se observa al secretario general del sindicato, Juan Balcázar, con un grupo de delegados sindicales en la Plaza La Ceiba de Palacio Municipal, en donde señala que rompieron la mesa de negociación con el Ayuntamiento, porque solo les estaban ofreciendo 2 por ciento de los 20 que están exigiendo.

"Compañeros trabajadores, de esta forma les informamos que estábamos en la mesa de negociación, nos tuvimos que retirar de la misma porque es una grosería y ofensa lo que ofrece la actual administración, el 2% al incremento salarial, al salario base y prestaciones, por lo tanto nos tuvimos que retirar. Estén atentos al llamado a través de los representantes, o cómo ven, hoy estamos todos aquí y es hacer la invitación, a que en su momento si nos tenemos que manifestar, defender nuestro salario, lo vamos a hacer y nos vamos a manifestar desnudos, porque estos políticos nos tienen desnudos, se están quedando con nuestro presupuesto destinado para esto", manifestó.

El líder sindical manifestó que 2 por ciento de aumento salarial no les resolverá la vida, pero tampoco lo hará el 20 por ciento, pero insistió en que se haga lo justo.

"Por eso es importante que las palabras y promesas en campaña son muy buenas, pero finalmente el cumplir, no lo hacen; ustedes valoren y vean, tenemos que unirnos y defender nuestro salario, defender el presupuesto destinado para la negociación salarial. Es la segunda mesa y nos retiramos porque un 2% no nos va a resolver la vida, ni un 20%, estamos conscientes", sostuvo.

Juan Balcázar, advirtió que de ser necesario tomarán las calles de Villahermosa, ya que dijo considerar injusto el aumento al salario, cuando hubieron trabajadores que no descansaron durante la emergencia sanitaria por el coronavirus.