buscar noticiasbuscar noticias

Liberan a joven Teapaneco retenido en Chiapas

Ya se reunió con su familia

Fue liberado. La tarde de este lunes, Carlos Rabelo Servín, quien se encontraba retenido por pobladores del ejido Belisario Domínguez en Salto de Agua, Chiapas, luego de que su padre sufriera un accidente automovilístico contra un auto en donde viajaban habitantes de la zona, quedó libre. 

Liberan a joven Teapaneco retenido en Chiapas
PUBLICIDAD

Tras su llegada a Villahermosa, luego de permanecer más de 24 horas cautivo y haber relevado a su hermano Erick Rabelo, quien permaneció cerca de 50 horas retenido, contó a Telereportaje la situación que vivió, en donde, incluso, detalló que sufrió violencia psicológica, pues por la madrugada lo despertaban en repetidas ocasiones para advertirle qué ocurriría si su familia no llegaba a tiempo con el dinero.  

"La verdad anoche no dormí, me levantaron a las 12, a la 1:30, a las 3 de la mañana, a las 5:30 y ya a las 6 ya me sacaron, de que ya se pasó el tiempo, tienen que estar aquí; dijeron que entre 8 y 9 de la mañana, me sacaron ahora sí que de la Casa Ejidal a la calle, porque ni banqueta, me senté en una piedrita y de qué onda, ya están saliendo, ya vienen por aquí, ya vienen por acá, en esa parte sí me estuvieron preguntando mucho, complicado la verdad, porque cada vez que me preguntaban estaban más enojados, ya me decían se nos va a salir de control esto, nosotros te estamos haciendo el paro, pero si llega a pasar más tiempo va a venir según una organización y ya ellos no te van a pedir esto, te van a pedir más", dijo. 

El joven Carlos señaló que mientras estuvo en la Casa Ejidal, siempre permaneció custodiado por al menos dos personas, quienes lo acompañaban para ir al baño, lo vigilaban mientras permanecía sentado, e incluso, cuando dormía. 

"Quería ir al baño y ya sabes, me ponían cola porque tenía que cruzar toda la Casa Ejidal, pero sí, se podía decir que ahí estaba en contra de mi voluntad, porque yo no quería estar ahí, creo que nadie quiere estar ahí", dijo. 

De igual forma, su hermano Erick, quien fue el primero en ser retenido, detalló que las primeras horas después del accidente fueron de intensa tensión, ya que los pobladores lo subieron por la fuerza a una camioneta frente a los policías municipales y además le exigían en ese momento 50 mil pesos en efectivo. 

"Me subieron y me llevaron y me pusieron a disposición del señor del choque con la familia de ellos y toda la familia amontonada y como hablan otro dialecto dije aquí me van a linchar, se juntó toda la gente y me llevaron con toda la policía de ellos, me llevaron a la Casa Ejidal, y no pues aquí ya es con toda la gente y en el camino otro me venía diciendo te lo dije, porque un chavo así se me acercó y me dijo, dame 50 mil pesos y yo te saco de aquí", relató. 

La señora Josefa Servín, madre de los jóvenes retenidos, también explicó que la negociación que concluyó por la tarde de este lunes no terminó como estaba pactada en la minuta, en donde se estipulaba que repondrían la camioneta siniestrada y pagarían cerca de 50 mil pesos en efectivo, sino que los ejidatarios inflaron las cantidades, argumentando que el retener a los dos hijos les había costado más, por pago de personal. 

"Sí hubo otros montos y que la policía se metió, te vamos a sacar y una serie de cosas, eso que empezó en 150 mil terminó en otra cosa que ya no te quiero contar, entonces por eso estas personas de Belisario Domínguez decían ya sáquenlo, porque si vienen los otros se va a complicar y no te vamos a poder ayudar, ya hoy no hicimos bulla de nada, no le avisamos a nadie, no supieron, se puede decir, los de gobierno, porque ya hasta tenía desconfianza de ellos mismos", dijo. 

La ciudadana tabasqueña también reveló que los dos vehículos que le fueron entregados al seguro, al momento del intercambio ya habían sido desvalijados, les robaron piezas tanto del interior como de la carrocería; sin embargo, eso ya no le importó, pues lo único que quería era que su hijo quedara libre. 

"Ya los carros venían desvalijados, ya te imaginarás la rapiña, pero ya lo importante es que mis hijos están aquí, ya estoy contenta, creo que se escucha en mi voz y quiero agradecer a la familia de Telereportaje, y pues al pueblo de Teapa, por todas las muestras de cariño y oraciones y eso no se paga con nada", mencionó.

De igual forma, Doña Josefa hizo un llamado a las autoridades de Chiapas para que puedan poner ´foco´ en esta situación, ya que catalogó esto como un martirio por el que no le desea a nadie pasar. 

Short Link:
PUBLICIDAD

PUBLICIDAD